El marketing se convierte en un recurso básico para la gestión de centros

El sector educativo ha sufrido un cambio muy brusco en los últimos años como consecuencia lógica de la coyuntura económica, social y el descenso de la natalidad. Por estos motivos, la actitud de los padres, a la hora de elegir un colegio, ha cambiado recientemente, pasando a ser más exigente que nunca. Ahora, los progenitores consideran otros servicios y valores, además de la formación académica, como factores determinantes antes de decidir en qué centro escolarizar a sus hijos.