Herramientas para medir la velocidad de tu Fibra o ADSL

Nuestra conexión de Internet es muy importante para poder llevar a cabo un trabajo de mejor calidad en lo que sea que nos desempeñemos en la oficina, esto debido a que hoy en día la gran mayoría funciona por medio de la web, así que es muy importante siempre tener una velocidad aceptable.

Así que en muchas ocasiones nuestro router no ofrece la cantidad de velocidad que hemos contratado, así que antes de llamar a la empresa que provee el servicio es necesario revisar mediante herramientas la velocidad de tu ADSL o en su defecto la fibra óptica.

Conoce la velocidad real de tu conexión a Internet

En cualquier momento seguramente te has preguntando cuál realmente es la velocidad de tu conexión de Internet, ya que en muchas ocasiones las empresas mienten, pero no te preocupes conocerla es un poco más fácil que antes.

Una de las mejores formas es utilizar las herramientas para medir velocidad de óptica o ADSL mediante webs neutrales, ya que cada empresa tiene una propia, pero según los expertos una de las mejores formas es utilizando una externa.

Antes de iniciar con la prueba debes de cerrar todos los programas que tengas abiertos en tu ordenador para saber realmente lo que se tiene de velocidad. Tras ello deberás de iniciar el test de velocidad de Internet.

Qué es lo que reflejan las herramientas

Tras haber realizado el test de velocidad la web que hayas utilizado desplegará en tu pantalla 3 cuadros que tienes que saber qué es lo que te indican. El primero de ellos es la velocidad de descarga; la cual seguramente es la que más interesa a todos, es allí en donde puedes conocer si realmente estás pagando por lo que te dan.

Tras ello verás también la velocidad de subida, la cual en la gran mayoría de ocasiones es mucho menos a la de descarga, ya que los operadores así lo colocan, esto se refiere a cuando se sube un vídeo a la web, entre otras. Por último el número de pins, es decir las veces que tiene que pasar por cables y demás hasta llegar a tu casa u oficina. Sumadas las dos primeras cantidades debe de darte al menos el 80% de la velocidad que estás pagando.