Internet y Personas en Situación de Discapacidad: Consejos Útiles para Navegar por Internet

Hoy en día, la Internet no se cansa de darnos razones para dejarnos con los pelos de punta. Existen inescrupulosas operaciones de recopilación de datos, “noticias falsas” y suicidios inducidos por la amenaza del ciberacoso a edades cada vez más tempranas. Sin mencionar las exigencias de estar conectados 24 horas al día 7 días a la semana que hacen más difícil logran un equilibrio entre familia, trabajo y vida.

Y, sin embargo, las personas en situación de discapacidad todavía encuentran amistad, empoderamiento y comunidad vibrante en línea. Los métodos tradicionales de apoyo social y creación de comunidad tienen ventajas, y no todos pueden acceder a Internet fácilmente. Algunas personas simplemente no les gusta Internet y nunca lo harán. Pero internet tiene innegablemente una cultura de discapacidad sobrealimentada. Es cada vez más impráctico estar activo en la comunidad de discapacitados ahora sin al menos algún uso de Internet.

Aquí, a continuación, hay algunos consejos para las personas con discapacidad sobre cómo aprovechar al máximo, y evitar lo peor, la discapacidad en línea:

I) Participa de forma inteligente: No hay una sola “Comunidad de Discapacidad” en línea; hay docenas. La discapacidad en Internet viene en todos los sentidos: alentador, fortalecedor, inspirador, divertido, enojado, exigente, herido, optimista o pesimista, secular o religioso, liberal o conservador. Existen comunidades para cada tipo de discapacidad y para personas discapacitadas con identidades e intereses que se cruzan con la raza, el género, la sexualidad, la religión, la nacionalidad, la clase y más.

La mayoría de las discusiones sobre discapacidad en línea son amigables, y la mayoría de los debates sobre discapacidad son civiles. Aún así, te encontrarás con personas e ideas que te frotan en el camino equivocado, incluso te ofenden. Manten una mente abierta. Cuando algo te enloquezca o te moleste, exploralo. Hacer preguntas. Pero al final, si encuentras algo imposible de digerir, recuerda que está bien opinar y luego seguir adelante. No es tu trabajo convencer a todos.

Ten en cuenta también que cuando interactúas online con algo que te molesta, esencialmente está votando para ver más de ello. Así es como funcionan las plataformas de redes sociales como Facebook. Eso puede estar bien contigo. Es importante conocer los eventos e injusticias perturbadores. Pero si comienzas a encontrarlo demasiado abrumador, piénsalo dos veces antes de compartir y comentar con enojo cada cosa que puedas ver.

II) Sé claro sobre lo que estás buscando: Puede que busques amistad, conversaciones de apoyo, debates intelectuales, humor, concienciación, motivación, inspiración, oportunidades profesionales … ¡incluso fama! No hay razones correctas o incorrectas. La clave es ser consciente de sí mismo y veraz al respecto. Establezca sus objetivos, intereses y afiliaciones por adelantado en sus perfiles de redes sociales. Dígale a la gente honestamente y sin juzgar lo que hace y de lo que no quiere hablar. Sobre todo, no ocultes tus verdaderas motivaciones, o pretendas ser alguien que no eres.

III) Respeta las conversaciones en las que te encuentras: El activismo, el apoyo emocional y los consejos prácticos crean diferentes tipos de conversaciones que a menudo se confunden y se confunden. Además, aunque sea difícil de aceptar, algunas conversaciones simplemente no son para ti … no importa cuán brillantes puedan parecer tus observaciones sobre el tema.

Puedes participar en más de un tipo de conversación. Pero haga todo lo posible para mantener un registro de cuál es cuál, cuál es su tono y enfoque, y no irrumpir en los espacios de otras personas.

IV) Elige a tus “amigos” cuidadosamente: Antes de “hacerse amigo” o “seguir” a alguien, pregúntese por qué. ¿Es por amistad personal, interés compartido o conexiones profesionales? ¿Quieres conectarte con personas que comparten tus intereses, incluidos extraños, o solo con personas que ya conoces?

Hablando de eso, parientes lejanos y viejos amigos de la escuela pueden ser una mezcla. Son divertidos para volver a conectar, pero ese chico agradable que se sentó frente a ti en la clase de matemáticas puede haber cambiado desde entonces, de manera sorprendente y desconcertante. Eche un vistazo a lo que publican antes de “hacerles amigos”, y no tenga miedo de desconectarse si alguien le pone los nervios de punta. El Ableismo existe en todas partes. Puede venir cuando menos lo esperas, y de “amigos” tan a menudo como de oponentes y trolls.

V) Conoce a tus “trolls”: Algunas personas en Internet hacen más que simplemente estar en desacuerdo; ellos quieren molestarte Estos “trolls” lo consideran una “victoria” si te hacen enfadar. Si los ignoras al principio, la mayoría de los trolls retrocederán y buscarán conflicto en otro lugar. “¡No alimentes a los trolls!” Es un poco simplista, pero también es cierto.

Algunos trolls también intentarán hacerte sentir débil o irracional por enojarte por lo que dicen. Esto se conoce como “tortura mental”. Es cuando alguien deliberadamente se burla e insulta, y luego lo culpa por perder la calma. ¡No caigas en el anzuelo! Sigue tus instintos sobre cuánto agravamiento o abuso soportarás.

VI) No te apoyes demasiado en internet para tu vida social: La Internet puede ser una fuente importante de amistad y apoyo, especialmente para personas discapacitadas que encuentran barreras para la socialización cara a cara. La comunicación en línea puede ser rica y gratificante. Pero también puede ser superficial y chismosa. Tenlo en cuenta y trata de no medir tu autoestima únicamente en tu actual “popularidad” de medios sociales, o falta de ella.

La Internet es a la vez un micrófono y una comunidad para personas con discapacidades. Un poco de fijación de límites y autocuidado puede hacer que ambos funcionen mejor para usted.

Fuente: Purlong, A. (2018). Disabled Person Online? Here are Some Tips for Navigating the Internet. Rooted In Rights. Recuperado de (https://www.rootedinrights.org/disabled-person-online-here-are-some-tips-for-navigating-the-internet/). Traducido por Maximiliano Bravo.