¿Alguna vez te hiciste estas preguntas?

Internet y el uso de las redes sociales esta super naturalizado en nuestras vidas es hora de comenzar a preguntarnos que implica estar tanto tiempo conectado

Por: Mariano Quiroga

¿Alguna vez te preguntaste cuanto tiempo pasas conectado;, ya sea para informarte, buscar trabajo, escribirle a tu novix o comprar algo?. Los distintos informes que se realizaron en Argentina para estimar la cantidad de usuarios y los distintos modos de uso coinciden que   alrededor de 36.32 millones de argentinxs esta mas tiempo conectado que durmiendo. Ese numero ya de por si es sorprendente, a eso podemos agregarle que el 80%  de los usuarios de internet tienen cerca de 9 cuentas creadas en diferentes plataformas como YouTube, Spotify, Facebook, Instagram, etc

Ahora la otra pregunta que podemos hacernos es: ¿Realmente conocemos las reglas de juego, somos conscientes de lo que implica estar tanto tiempo conectados?, El especialista en medios y nuevas tecnologías Martin Becerra argumenta la importancia que cobró internet en nuestra vida cotidiana: “las TIC ‘s y la conectividad son un recurso esencial para mantener las condiciones de vida dignas, para conseguir o sostener un laburo, para acceder a la educación o a la atención sanitaria, para tener relación con los afectos, para todo son imprescindibles”

Podemos situar que el momento donde más en evidencia quedó nuestra dependencia con las plataformas fue con el surgimiento del COVID-19. En ese preciso momento gran parte del planeta tierra se volcó a la conectividad para intentar continuar con su ritmo habitual de vida. De hecho para el 2020 la conexión a nivel global se incrementó un 7,3% esto se desprende de un informe realizado por We Are Social y Hootsuite

Nunca en la historia de la humanidad se logró concentrar tantos medios en un solo aparato, tan diminuto que entra en nuestro bolsillo. No creo que la solución sea prescindir de la tecnología, de hecho creo que el acceso debe ser considerado como un derecho humano como lo es tener agua potable o electricidad. Pero si considero que tenemos que  aprender a usarlas. Me propuse desde Multiviral  visibilizar quienes son los dueños de estas plataformas, porque lejos de ser neutrales juegan un papel fundamental. Por eso sostengo que es importante tenerlas a mano pero con un manual de uso que nos permita ser conscientes lo que implica pasar tanto tiempo conectados a la red.

Si uno agarra la lista de la Revista Forbes, esa que se encarga de mostrarnos que hay personas que tienen mas riqueza que la que poseen muchos paises se puede observar que el lugar que historicamente ocuparon los grandes petroleros hoy lo ocupan los dueños de estas empresas multinacionales. Sin ir mas lejos el hombre mas rico del mundo Elon Musk pago cerca de 44 mil millones de dolares por Twitter, casi la misma cantidad que Argentina le debe al FMI. ¿Porque se invierte tanto dinero en una plataforma? ¿Que implica ser el dueño de una red social? ¿Porque estos tipos tienen tanto dinero, si el uso de todas estas plataformas supuestamente es gratuito?

Son muchos los interrogantes que se deben ir resolviendo para que todos podamos tener a mano el manual del buen uso de estas tecnologías, no es fácil poder decodificar todo este entramado que cambia constantemente y que nunca nos deja hacer pie. Demorarse en entenderlas es un lujo que no podemos darnos, porque cada minuto que pasamos frente a la pantalla deja repercusiones en nuestra economía y en nuestra salud que a la larga terminamos pagando.

En las proximas notas me comprometo a ir contandote que son las GAMA, que es la economia de la atencion, que son las cripto y TFN, porque es importante que tengas conciencia a la hora de  cuidar tus datos. Pero tambien aca vamos a hablar de cuales son los metodos mas eficientes para aprender a usarlas a la hora de poder trabajar o estudiar.

Quiero cerrar esta nota con una frase de James Williams que trabajó durante más de 10 años en Google, «Estamos en un momento caótico. No somos capaces de comprender la tecnología que tenemos delante de nuestras narices».

De eso se trata de tomarnos la tarea de comprenderlas para que no nos llevan por delante